Antecedentes históricos

El asesinato de Cánovas del Castillo

Entre los distinguidos clientes que habitualmente se daban cita en los veranos del balneario de Santa Águeda se encontraba el entonces Presidente del Gobierno, Cánovas del Castillo. El 8 de agosto de 1897, Cánovas del Castillo fue asesinado por el anarquista italiano Angiolillo, cuando se encontraba a la espera de reunirse con su esposa para dirigirse a comer. Este suceso provocó que la selecta y aristocrática concurrencia de bañistas, que buscaba cada verano en el apacible valle de Gesalibar la reparación de energías y los saludables efectos de sus aguas sulfurosas, huyera espantada quedando el balneario vacío y en silencio.

 Reconstrucción del asesinato de Cánovas del Castillo en el balneario de Santa Águeda, a manos de Angiolillo

Reconstrucción del asesinato de Cánovas del Castillo en el balneario de Santa Águeda, a manos de Angiolillo